miércoles, 10 de febrero de 2010

¡SOY UN PELELE!

Hernán Migoya, guionista de cómics o de películas como ESKALOFRIO, editor de fanzines como el OJALA TE MUERAS, escritor de libros como TODAS PUTAS y actor ocasional en películas como SOULMAN de nuestro amigo Chema Ponze, debuta en el largo con ¡SOY UN PELELE! que ha sido noticia en su estreno, más que por la película en si, porque el propio Migoya se ha encargado de destapar los “tejemanejes” de las productoras y las subvenciones, por las cuales da igual que se estrene una película en España; antes de que se estrene, ya tienen el dinero en su bolsillo. Claro que esto beneficia a los productores pero muy poco a los directores; Migoya sufrió en sus carnes como su película se estrenaba de mala manera, sin ninguna publicidad y en sesiones compartidas en tres o cuatro salas de todo el país.
Un afamado director, con unos cuantos goyas en su haber, e incluso un Oscar, se despierta un día en una piscina con una amnesia total. No sabe quien es ni donde está.
Pronto se reúne con su productor para hablar de su nueva película y este le pone en contacto con una antigua guionista a la cual este se ha encargado de hacerle la vida imposible y con la que escribirá el guión de su próxima película. Aprovechando su amnesia, está hará lo posible para hacerle creer que en el pasado estaban enamorados, aun a sabiendas de que este es homosexual. Entre tanto se sucederán las situaciones cómicas.
¡SOY UN PELELE!, tiene como intención ser deudora de la comedia Española de los 70 y 80, (de la de Ozores, de la de Lazaga...) y para ello Migoya crea unas situaciones del todo “Voudevillescas”, con trama de enredo incluida y destape a tutti plenni... lo que pasa es que se queda a medio camino. Falla mucho el tempo ( en este tipo de comedias, todo tiene que ser más fluido, más rápido, no dar descanso al espectador), los gags aunque escatológicos, no llegan a sacar al espectador la carcajada, pero bueno están ahí y lo cierto es que con la eterna meada que se hecha el protagonista, de puro exagerado, tenemos que echar al menos una sonrisilla. O sea que digamos que la peli es flojilla, pero como por su condición e intenciones cae simpática, como los actores están todos (menos Liberto Rabal) maravillosos y como se trata al fin de al cabo de la única comedia del todo personal que se ha rodado en el cine español de los últimos años, la sentenciamos como una de las mejores pelis ( y eso que flojea mucho...) de cuantas se han rodado el pasado año en España y la recomendamos, sin despeinarnos.
Además como he dicho antes, los actores están muy bien: Paco Calatrava, recuperado para el cine está de antología, Rosa Boladeras está graciosa, Roberto San Martín muy correcto y sobretodo Jordi Ordoñez, al que se le puede ver en FERNANDO´S CURSE, corto de nuestro compañero de blog Naxo Fiol, que nos regala los mejores momentos de la peli, interpretando a un paparazzi que las pasa putas en algunos momentos, y fenomenal en otros. Y como anécdota, mencionar el cameo de Germán de Gran Hermano.
A destacar también la canción que lleva el mismo título que la película y que canta al mas puro estilo Calatrava, Paco Calatrava.