jueves, 26 de noviembre de 2015

The Walking Dead season 1 (Videojuego)

Telltale Games es una productora de videojuegos que se ha especializado en aventuras graficas para grandes licencias, además del popular comic de zombies, también ha hecho juegos muy similares a este pero con Juego de Tronos, Fábulas, Borderlands, Regreso al futuro o Minecraft. Como no he jugado a ninguno más, hablare de el de The Walking Dead pero tengo entendido que todos te los venden como que tus decisiones importan, pero ahora explicare porque no importan ni lo mas mínimo, pero que aun así son grandísimos juegos.

The Walking Dead season 1 es un gran juego que como decía antes se supone que las decisiones que tomas son decisivas y cambian el rumbo de la historia, pero esto es falso, si por ejemplo en un momento te dan a elegir a dos personajes al que uno salvaras y el otro será comido por los zombies, da igual a que personaje salves, dos episodios después ese personaje morirá irremediablemente, sea el que sea el que hayas salvado. Si en vez de coger el cuchillo coges la pistola (ejemplo que pongo inventándomelo) el resultado será el mismo. Que contestes de forma violenta en un dialogo, y por mucho que te ponga en una esquina arriba a la izquierda que ese personaje recordara tu respuesta violenta, da igual, la historia continuara sin un efecto real por tu acción anterior. Que puedas elegir que te acompañen o no, ciertos personajes a rescatar a Clem (luego entro en los personajes) en la parte final del juego, es lo de menos, no interactuaran ni lo más mínimo. Es decir que en todo momento se nos dan pautas de que nosotros tenemos el control, pero es mentira, todo está supeditado a la historia ya escrita de antemano, y aunque esto pueda parecer malo, no lo es, porque el argumento, los sucesos que ocurren, todo está pensado para que desarrolles una relación afectiva con los personajes, que sufras por ellos, y que te joda que tal o cual acompañante muera. Si el jugador fuera haciendo y deshaciendo a su antojo, estos sentimientos se diluirían, salvo claro está, que se escribieran miles de ramificaciones distintas, algo casi imposible. El ejemplo que la gente de mi generación entenderá es el del Libro de Elige tu propia aventura, este juego es más o menos eso, puedes decidir alguna cosa, pero en contra de lo que pasaba en esos libros, que tenían múltiples finales, aquí el final es el mismo para todos, con pequeños matices, pero todos los jugadores acabaremos igual, y no me refiero al personaje que controlamos sino a los que empuñamos el mando.

La historia es tal que así, el jugador controla a Lee, un culpable de asesinato el día que va a ingresar en prisión. Un Sheriff te lleva en coche cuando se desata el apocalipsis zombie. El coche se sale de la carretera y malherido sales del mismo. Te refugias en una casa donde una pequeña de 8 años llamada Clementine se ha hecho fuerte en su casita del árbol. La pobre esta sola, sus padres no han vuelto a casa y por la que está cayendo parece que no van a volver. Llegado un momento la casa no es segura y cogerás a Clementine y os uniréis a un grupo que pretende huir y salvar la vida. Nos encontramos con personajes conocidos del comic y la serie, como Glenn o Hersell, pero durante poco tiempo, ya que marcharan para continuar con sus hilos argumentales con los comics. El grupo crecerá, luego decrecerá, se unirán nuevos personajes, seguira muriendo gente y más gente, pero la unión entre Lee y Clementine será cada vez más fuerte, y la que el jugador sentirá por proteger a la pequeña, el verdadero motor para seguir con la historia. Aunque lo que quieres (tanto Lee, como tú, jugador) lo único que importa es que a Clementine no le ocurra nada. Aunque como videojuego cojea, es el medio ideal para que sintamos esa empática con Lee, que queramos que proteja a la niña, ya que si esto fuera una serie, una película o un comic, no llegaríamos al nivel de sentirnos responsable de estos dos personajes.

El juego se compone de 5 episodios, más luego un epilogo, se pueden comprar por separado o en bloque, siendo esta ultima manera más barata y la ideal, porque como si de una serie de televisión fuera, siempre acaba cada episodio dejándonos la miel en los labios, con un momento de peligro, una revelación o un “mecaguenlamarsaladaperoquecojones”. 

Y entonces llega el final, ese final agridulce, un final que el jugador ya va viendo casi desde el principio pero que en los dos últimos episodios ya es un hecho casi seguro, ese final que te deja un poco hecho polvo, un poco jodido para qué vamos a negarlo, pero que revisando el viaje que has hecho te das cuenta que es una preciosa historia de un hombre que expía sus pecados ayudando a una niña a sobrevivir en un mundo lleno de muertos que caminan.

Existe una segunda temporada, pero la historia que cuenta la primera queda cerrada, así que no creo que la juegue, al menos no de momento, ahora solo quiero regodearme en la historia de Lee y Clem. Si no lo han jugado y tienen la oportunidad, háganlo, pocos juegos (y películas) consiguen que conectes así con los personajes y que sufras por ellos.

2 comentarios:

bruce t dijo...

Es cierto que la capacidad de decisión real es escasa pero en la primera partida la "sensación" de poder elegir sí que está bastante conseguida.

Esa primera partida es la que para mi le da valor al juego aunque no deje de ser un engaño/estafa al jugador.

Aratz dijo...

Hombre, tanto como estafa no diria, porque al menos si que te da una de las "experiencias interacivas" mas satisfactorias de los ultimos tiempos.
Y esta muy bien eso de que dices de la sensación de elección, porque el juego es eso, que el jugador tenga distintas sensaciones al tomar decisiones, aunque no sean tan importantes como el cree. Y aun con todo cumple con crces en lo que es entretener y ademas toca un poco la patata.