viernes, 18 de enero de 2013

DJANGO DESENCADENADO

Lo primero  de todo decir que, despojado de prejuicios, me reconcilié con Tarantino tras ver “MalditosBastardos” donde la estrella (es más estrella que director) alcanza la mayoría de edad como director y autor. Y mi desprecio se dirige hacia ese fandom de Tarantino que lleva camisetas de Jules Winfield, pero desconocen las referencias que homenajea y/o plagia el director. Alaban  el trabajo de Tarantino, pero no tienen ni pajolera de quien es, por ejemplo, Sergio Corbucci.
Y si “Malditos Bastardos” ya me pareció cojonuda, “Django desencadenado” me parece magistral. Atrás quedaron los tiempos “indies” de Tarantino. Estando tras sus películas los grandes estudios, Tarantino  es mucho mejor.
Y me da la sensación, de que para Tarantino, el ser Tarantino empieza a ser un lastre, quiero decir, que parece que se ve obligado a meter con calzador las referencias cinéfilas, pero que ya comienzan a molestarle.  Aquí, obviamente su homenaje al “Spaguetti Western”, las referencias son muy marcadas, parece querernos decir “Aquí os las dejo, y dejadme ya en paz”, así, las dislumbramos en los títulos de crédito, la banda sonora, los zooms y el cameo de Franco Nero, pero están metidas ahí como para  quitárselas de encima. Luego el resto de la película es el film que Tarantino ha querido hacer. Por lo tanto, no encontramos primerísimos primeros planos a lo Sergio Leone, ni la película en general parece un “Spaguetti Western”, parece más bien un homenaje al western Americano, y los tonos que se usan en la película, más grisaceos que naranjas, evocan al western contemporáneo, así que, referencias a parte, “Django Desencadenado” está más cerca de la también magistral “Valor de ley” de los Cohen que de, por ejemplo, “Por un puñado de dólares” o el “Django” original de Sergio Corbucci.
También es cierto, que su estructura, sin dejar de ser la típica de Tarantino, si que adolece un poco de esos eternos diálogos que le han hecho famoso, en pro de conversaciones con menos texto y  planos más visuales, que hay menos acción de la esperada, así como mucha más violencia y sangre de lo habitual, y también, humor más chabacano al estilo de la nueva comedia americana (no en vano, JonahHill aparece en una de esas secuencias), pero lo mejor de “Django desencadenado” es que es la cosa más entretenida del mundo. Tres horas que pasan en un santiamén, dejando al espectador un agradable sabor de boca.
Muchos personajes aparecen en pantalla, y además del anteriormente mentado Franco Nero, podemos ver también a Tom Savini, Don Johnson, y los demás que se me escapan.
En cuanto a los actores, están todos cojonudos, desde Jamie Foxx hasta Samuel L. Jackson, si bien es cierto que quien se lleva la palma es Christoph Waltz, verdadero protagonista de la peli, que da gusto verlo.
El argumento es lo de menos. Un dentista caza recompensas alemán que odia la esclavitud, compra un esclavo para que le ayude a matar a unos antiguos negreros suyos requeridos por la ley. Tras concederle la libertad, el dentista, ayudará al esclavo a salvar a su esposa, que sirve en un campo de algodón de Mississipi.
Por otra parte, decir que a Spike Lee le come la envidia… Por todos es sabido que arremetió muchas veces contra el cine de Tarantino, acusándole de racista por la cantidad de veces que se empleaba la palabra “nigga” en sus películas. “Django desencadenado”, sin embargo, es un alegato antiracista que coloca a los padres fundadores de América en su lugar, y Spike Lee ha vuelto a poner el grito en el cielo, volviendo, como no, a acusar a esta película de racista. Es lo que tiene el ser relegado al video-club.
Así pues, no se me caen los anillos al reconocer que “Django desencadenado” es la película más divertida, vibrante, interesante y bien hecha de los últimos años. Tarantino, sigue así campeón, que te vas a convertir en un clásico.

12 comentarios:

Un tipo con boina dijo...

Bravo.

Javi Arriola dijo...

Lo mismo que me pasó a mi con la duración. Al principio pensé que se me iba a hacer demasiado cansina, y luego me dio hasta pena que terminase. Se pasan volando las casi 3 horas.
Lo de Waltz no es normal.

Miguel A. Meléndez dijo...

Como película de Tarantino es magistral, pero que no la vendan como un homenaje al spaghetti western o eurowestern que estaría mejor dicho, del que no hay apenas referencias. Lo dicho Tarantino 100% aunque a mí se me hizo un poco pesada. Me gusto más su anterior malditos bastardos.

fuerzavital dijo...

No entiendo porqué te molesta que haya fans de Tarantino sin saber quién es Corbucci, creo que no hay que saber de dónde viene algo para que te guste. Lo superficial es lo más misterioso, lo que no se puede explicar.

Victor Olid dijo...

Me molesta, porque no tiene que haber un motivo especial para que me moleste algo, y los fans tontos del culo de tarantino me dan asco. Y no es que no sepas quien es Corbucci, es que no saben NADA. ¿Te has dado por aludido quizás?

Ellisto dijo...

A esta la verdad es que le tengo ganas, pero naturalmente toca esperar a que salga en DVD. Y dejando aparte quien cojones sea Corbucci, si es verdad que lo menos que se puede hacer es conocer al director "original" de Django. Y a ver si alguna cadena se anima y la emiten en la tele para volver a verla.
Pd. Yo soy un fan de Tarantino, el amigo nos devolvió en su día la esperanza en el Cine, en un tiempo en que yo al menos estaba ya completamente desencantado.

Patucos dijo...

Saludos
Me encantaría saber si el nombre de "Jules Winfield" tiene una significación especial.

PD - He llegado a este blog sin pretenderlo como tantas veces; empiezo por un artículo en el periódico de hoy, y horas después sin venir a cuento leyendo sobre la historia de los EEUU, las guerras indias - El sendero de las lágrimas - aparece un tal Winfield (con una sola n)..y pienso donde he leido yo eso?... ahh sí en el periódico .. así que le echo un vistazo a lo que contais sobre la última del Sr Jackson.

Victor Olid dijo...

Pues yo creo que más alla de un personaje, no tiene ningún significado, pero vete tu a saber.

lucifer22 dijo...

¿'Tarantruño' como ejemplo de cine magistral? ¡Menudo analfabetismo cinematográfico tenéis!

Naxo Fiol dijo...

Sr.Lucifer22, ruego no generalice, en este blog somos tres personas y no todos compartimos opinión, en mi caso, soy anti-Tarantino total... y me pone malo que se hable bien de su cine aquí... pero esto es una democracia y hay que respetarlo!. Saludos.

Victor Olid dijo...

El lucifer este, no obstante, va de listo. Menudo subnormal ha de ser... que me coma la polla.

Ellisto dijo...

Aun con la musica en mis oidos.... JO-DER. Creo que he tenido al menos una docena de orgasmos.
La musica, el tiempo, las escenas... coño. Si hay una pelicula que este pensada para "molar" es esta.

Perfecta, sencillamente magistral. Y dejo de escribir que me quedo sin palabras para describir las magnificas casi tres horas que acabo de pasar.