miércoles, 1 de julio de 2009

Van Helsing

Tras el rotundo éxito que tuvo la noche de cine inconexo part. 2 este fin de semana, pretendí rememorarla ayer con algo que ya sabia que es caquita. Creía estar preparado tras ver Juanito el Huerfanito el viernes, no pensaba que la película mas cara de la historia en el momento de su rodaje, superase en b/m (bostezos por minuto) a la burda copia peruana de Marco, y es que si algo tiene Van Helsing es la mediocridad para llegar a algo. No es buena y tampoco es mala, se queda en tierra de nadie, a priori puede parecer bueno, pero es justamente lo peor que te puede trasmitir una película, porque a los dos minutos te has olvidado de ella.

Stephen Sommers conocido por su saga de La Momia y su afición por usar el peor CGI posible, reinventa los monstruos clásicos, y los enfrenta a un Hugh Jackman de semblante desganado. Si alguno de los monstruos es destacable es Mr. Hyde, no porque su 3D este bien hecho, que no lo esta, sino por su brutalidad y aspecto amenazante. Dracula es de risa, el hombre lobo lo he visto mejor hecho en el Altered Beast, y el monstruo de Frankenstein que se salva por ser maquillaje y prótesis, desgraciadamente es uno de los alivios comicos, menos mal que sale poco con ese rol.
Van Helsing trabaja para el Vaticano, va de aquí para allá acabando con las amenazas de las tinieblas, y de paso intentando recobrar la memoria (como Lobezno) En una de estas misiones le mandan a Transilvania donde tendrá que proteger y ayudar a los dos últimos descencientes de una familia que juro acabar con Dracula. El guión se lia un poquito con el origen de Van Helsing y su relación con Dracula, dando a entender que se conocían hace 400 pero no llegando a aclarar del todo su relación. Entre medias tenemos las peores transparencias vistas en muchos años, los diálogos mas chuscos y un nivel de "flipada" tal, que ni haciendo esfuerzos para meterte en lo que es una película de fantasía, puedes creer lo que tus ojos ven.

Como peli de acción no cumple, su protagonista tiene cero carisma, aunque puede que Jackman no esforzara mucho, como comedia tampoco, dos toques de humor no hacen una comedia, de terror mejor ni hablemos, y finamente como película mala para ver una noche con los colegas tampoco sirve, esta demasiado bien hecha para eso y demasiado mal para destacar entre las películas mainstream. Como decía al principio se queda en tierra de nadie.