sábado, 16 de enero de 2010

SAW VI

Soy un defensor de las franquicias de "Saw" y "Destino Final". No porque me flipen ni nada del otro Jueves (aunque tampoco me desagradan), sino porque hay un hecho referente a ellas que saca a la Madre Teresa de Calcuta que hay en mi. Resulta que continuamente no paro de leer comentarios despectivos esputados por el fandom moderno hacia estas sagas, que si "más de lo mismo", que si "falta de imaginación", que si "repetitiva", etc, etc. Y claro, uno se sorprende de que, en muchos casos, los que sueltan esas perlas sean los mismos que, por otro lado, dicen maravillas de franquicias como "Viernes 13" o "La matanza de Texas" únicamente porque el cuerpo de las mismas se encuentra en décadas pasadas, especialmente los ultra-adorados años ochenta y se enfadan cuando vienen Michael Bay y Marcus Nispel y se las tocan. ¿Saben una cosa?, en la época que las aventuras de Jason y Leatherface estaban en su apogeo (y ya puestos, también las de "Loca academia de policia") yo me harté de leer a críticos rancios y quisquillosos soltar las mismas acusaciones: "más de lo mismo", "falta de imaginación", "repetitiva", etc. Las exactas acusaciones que hoy día, los defensores de esos films, hacen de "Saw" y "Destino Final". ¿Es que nadie más se percata de que ambas sagas son la respuesta actual a aquellas?, ¿y que dentro de diez años o más, empujados por la nostalgia, muchos usarán palabras cordiales para referirse a ellas?, justo cuando "Saw 12" se haya estrenado directamente en dvd y alguna productora esté pensando en rodar "Destino Final 1.0", con el fin de resetear la saga y adaptarla al público que entonces será el actual. No deja de ser irónico, pero es un caso de ceguera notable y especialmente injusto si, centrándonos ya en "Saw", lo de repetitivo es relativo. Vale que "Destino Final" se resuelve siempre siguiendo el mismo esquema argumental (cambien a un asesino enmascarado por retorcidas muertes "pseudo-accidentales"), pero... ¡¡¿¿"Saw"??!!, ¿conocen alguna otra franquicia con tal cantidad de títulos acumulados y que haya liado tanto la trama como para que muchos de los que la seguimos ya no sepamos de qué coño están hablando?. A "Saw" se le pueden criticar muchas cosas, pero para nada puedes acusarla de ser previsible, porque los guionistas hacen esfuerzos titánicos con el fin de lograr la continuidad de la historia a base de piruetas y flash-backs que casi parecen una versión demente de lo que ocurría con "Regreso al futuro III" en relación a sus dos títulos precedentes.
Dicho esto, llegó el momento de hablar de "Saw 6" (y hagámoslo rápido, que igual la séptima se estrena mañana y en 3D... lo que no es una coña, es verdad). Como todos los aficionados al género en este país de ignorantes, la vi ayer previa descarga ilegal... pero con la conciencia muy tranquila, pues es el Ministerio de Cultura el que me obligó a ello, dado que, como sabrán, decidió prohibir su estreno en salas normales y destinarla (fatalmente) a salas porno por considerarla una apología de la violencia. La coña es que, mirado con humor, es cierto que en ocasiones films como "Viernes 13, parte 5", "Destino Final 4" o "Halloween 6" parecen películas porno pero que en lugar de pollas y coños ofrecen cuchilladas y asesinatos; al fin y al cabo, se trata de soportar una trama en la que las insípidas escenas de diálogo se entremezclan con las que realmente ansiamos ver, las de sangrientas muertes. Incluso hay veces que, como una porno, pasamos a cámara rápida la cháchara para ver solo la chicha. Sin embargo, esa NO es la estructura de "Saw", y menos de "Saw 6", que de "porno" tiene muy poco, o nada, ya que en este caso la cháchara es tan interesante como la chicha.
De hecho, "Saw 6" me resultó sorprendentemente buena. ¿Es esa una postura esnob solo porque la peli acarrea la etiqueta que acarrea y tu te las das del Michael Moore del cine de horror?, ¡¡no!!, sería absurdo... simplemente es que es así, "Saw 6" está muy por encima de la media (de su franquicia) y, diría más, puede que sea la mejor de todas (y eso que la 2 también me gustó).
Pero lo cortés no quita lo valiente, yo ya he perdido totalmente el hilo, concretamente desde la tercera... aún recuerdo el principio de la cuarta, cuando la vi lo primero que me pregunté fue: "¿Y este personaje, quien cojones es?". La grandeza de "Saw 6" es que, aunque no te enteres de nada y el culebrón inherte a la saga sea para ti como un gerolífico egipcio, no hay problema, se puede ver y disfrutar perfectamente (como bien dicen nuestros amigos de "Teenage Thunder"). A eso, tenemos que añadir un ritmo más que solvente y una idea que ayuda a unificarlo todo; en esta entrega, y salvo esa escena de introducción BRUTAL y SALVAJE (muy gore, señores), solo hay un juego de tortura que ocupa toda la trama y, como siempre ocurre en los títulos de "Saw", está muy ingeniosamente diseñado. "Saw 6" probablemente sea, de todas, la más intensa en cuanto al efecto que causan las torturas perpetradas por Jigsaw y sus chicos (y chicas), y destaco por hijoputamente ocurrente la del carrusel de la muerte.
Vamos, que es una peli muy entretenida y con momentos de puro subidón. ¿A cuantas franquicias que arrastran seis entregas a sus espaldas les gustaría presumir de conseguir eso?, ¡¿eh?!... atributo este que incrementa la sensación de indignidad ante la decisión de nuestro flamante Ministerio... nos prohíben ver una peli de terror que, encima, es buena. Cabrones.