sábado, 1 de noviembre de 2008

LOCA ACADEMIA DE POLICIA 4: LOS CIUDADANOS SE DEFIENDEN

La cuarta, sigue manteniendo el nivel a buen ritmo, siendo una de las mejores entregas.
La acción se traslada de nuevo a la academia. El Comandante Lassard, prepara un programa, en el cual los ciudadanos serán instruidos con el fin de defenderse de la criminalidad y facilitar el trabajo a la policía, plan este, que aprueba todo el mundo, excepto el Capitán Harris ( recuperado de la primera peli) y al Teniente Proctor ( que estando en la tercera película en la academia del Comandante Mauser, no entiendo que cojones hace otra vez en la de Lassard… se pasaban la continuidad por el forro, eso está claro), que como no, intentarán que este plan se desmorone.
El cast, sigue sin tocarse desde la anterior película y la estructura, sigue idéntica en toda la saga. La academia intenta hacer algo innovador, y los pelotas con ansias de poder, intentan joderlo. Esto es a,e,i,o,u. Pero esta cuarta, seguramente sea la mas divertida de todas, e intenta adaptarse a los nuevos tiempos, sustituyendo en los títulos de crédito la mítica banda sonora, por un rap de tercera categoría e incluyendo en el metraje, escenas de Skaters, patinando por las calles, pues en aquellos momentos, este deporte estaba muy de moda. Para ello, contrataron a los grandes del Skate, como pueda ser el mítico Tony Hawk.
Por otro lado, y como muy bien apuntó Naxo en los comentarios, se hace un guiño a Jason Voorhes, en una escena en la que con el fin de gastarle una broma a dos chicos del programa de Lassard, los protas fingen una detención y en el camion blindado y tras una ridícula sesión de voodoo a cargo de Higtower, de un saco en el que se supone que hay un cadáver y a base de sierra eléctrica, surge un violento Tackelberry con una mascara de hockey. Los chavales salen disparados.
Por otro lado, la saga tiene la siguiente estructura: trama casi nula, gags a modo de semi- Skecht, y final espectacular del que salen airosos, siendo el de esta cuarta parte el mas espectacular, por los aires, en avionetas y en globo, con el uso de especialistas que saltan de avioneta en avioneta, o de avioneta a globo, centrándose tanto en la escena en si, que se olvidan de porque están por los aires, que es la detención del criminal. Aquí se ve muy bien que van en globo, pero la detención es estúpida…
También localizamos en el casting, a una muy jovencita y apetecible Sharon Stone, que después de rodar esta película, se vino a España a rodar un bodriaco sobre el toreo, en el que se la ven hasta las amígdalas llamado SANGRE Y ARENA.
Muy entretenida, quizás la mejor de la saga en mi opinión, llegados a este punto estalló la “policeacademanía” que se traduce en una floja serie de dibujos animados con los personajes de esta entrega, merchadising de todo tipo y muchos chavales que por culpa de estas pelis, quería ser policías. Incluso recuerdo haber tenido, fruto de aquellos días, una cinta con la banda sonora de la serie, con canciones escritas para la ocasión que daba bastante vergüenza ajena (Van se azul… ¿Se acuerdan?)Y que lamento no haber conservado.
Con esta, la saga continuaría, pero por unos derroteros ya muy tristes… como Irán viendo en los próximos días.
La dirección esta vez, corre a cargo de Jim Drake, que como es habitual en la serie, tiene una larga trayectoria televisiva, carente de interés.