domingo, 13 de febrero de 2011

HISTORIA MACABRA

"Historia Macabra" es un caso algo insólito dentro de lo que podríamos llamar "terror ochentero". Su fecha de producción es 1981. Por entonces, aunque aún no estaba del todo instaurado, el cine de miedo había comenzado a tirar por otros derroteros más viscerales y juveniles. "Viernes 13" acababa de triunfar por todo lo alto, y lo que en ese momento el público demandaba eran adolescentes calenturientos asesinados de las formas más explícitas. Pues bien, "Historia Macabra" decidió apostar, justamente, por el bando opuesto. ¿Protagonistas adolescentes?, ¡olvídense!, aquí el reparto principal está compuesto de abueletes, viejas -muy viejas- glorias de Hollywood y/o alrededores como Fred Astaire, Melvyn Douglas, Douglas Fairbanks Jr., John Houseman y en el lado de las féminas, Patricia Neal. ¿Gore?, cero coma cero. La peli apuesta por un terror de la vieja escuela, de atmósferas, de situaciones inquietantes... no en balde su título original lo dejaba bien claro desde el inicio: "Ghost Story", es decir, "Una historia de fantasmas". Puro terror gótico infiltrado en las tendencias más modernas de la década. Aunque ello no impidió a su realizador, John Irvin, introducir aspectos más actuales en su película como una buena dósis de erotismo fino. TETAS!. Lo único que "Historia Macabra" tiene en común con sus coetaneas.
Un grupo de ancianos se reúnen de vez en cuando para contarse historias de miedo. Precisamente, el hijo de uno de ellos muere en extrañas circunstancias, hecho este que va ligado a un oscuro secreto oculto durante décadas por los caballeros. Aparentemente alguien desde el mas allá se está vengando de no se sabe qué. El hermano del joven asesinado decide descubrir la verdad... antes de que los vejestorios terminen todos en la morgue.
El mentado hermano (gemelo, por lo que se reserva dos papeles) lo interpreta el limitado Craig Wasson, al que tal vez alguno de ustedes recuerde por sus papeles en "Doble Cuerpo" y "Pesadilla en Elm Street 3". Irvin, el director, venía de firmar "Los perros de la guerra" y volveríamos a verlo en acción con "Ejecutor" (la de Schwarzenegger), "La colina de la hamburguesa" o "Shiner", con Michael Caine. El guión corría a cargo de Lawrence D. Cohen, también responsable de los libretos de "Carrie", "It" o "Tommyknockers", vamos, un especialista en adaptar a Stephen King, muy adecuado para el momento pues la novela en la que se basa "Historia Macabra" es la más "stephenkingiana" de su autor, Peter Straub. En los efectos visuales, el veterano Albert Whitlock, colaborador de Hitchcock, y en los de maquillaje, el legendario Dick Smith pariendo algunas de sus mejores creaciones. Recuerdo perfectamente las fotos del espectro vengador publicadas en "Fotogramas" y lo mucho que me aterrorizaban!!!.
Y es que no se puede negar que, sin ser la repanocha en ese sentido (y en ninguno), "Historia Macabra" ofrece unas buenas dosis de escalofríos, de algunos momentos inquietantes a los que contribuye muy mucho la actriz Alice Krige, de frío, frágil, etéreo y adecuadísimo aspecto. Por lo demás, pues es bien cierto que el final es un poco atolondrado y flojeras, pero en general se trata de un pedazo de celuloide bastante entretenido y disfrutable, ideal para ver con la parienta una noche sentados en el sofa frente al televisor... o, todavía mejor, solano.