sábado, 2 de agosto de 2008

STUCK

Stuart Gordon, últimamente está que se sale. Sus tres ultimas películas son cojonudas, y las tres están dotadas de su personal toque. Antes, Stuart Gordon, aunque siempre había hecho buenas películas, estas no tenían demasiada personalidad, pero con THE KING OF THE ANTS, EDMON y la que nos ocupa, STUCK, a este tipo le esta saliendo una vena violenta, sangrienta y retorcida, siempre fuera de los parámetros del fantástico (estas nuevas pelis no son de terror, pero tienen mas sangre y mal rollo, que muchas que si lo son...) que se está convirtiendo en su sello de garantía. Y es que cada nueva película que hace, el muy cabrón se supera.
En Stuck, una enfermera un poco pánfila, se gana la vida limpiando las cagadas de viejos en un geriátrico. Por otro lado, un pobre diablo que perdió el empleo, se ve obligado a comenzar una nueva vida como vagabundo, carrito de la compra incluido. En una de estas, los dos personajes se cruzan en un paso de cebra, atropellando la enfermera al homeless, con la mala suerte de que se queda encajado en la luna del coche con las piernas partidas y el cuerpo lleno de cortes. A esta típa, le entra el acojone y en lugar de llevarlo a un hospital, se lo lleva al garaje de su casa, para dejarlo morir allí, mientras piensa la forma de deshacerse del cuerpo.
Una trama sencillita, pero que te mantiene en tensión todo el tiempo. Si se puede definir a esta película con una palabra, esa es, sin duda, claustrofobica. Y es que se pasa mal viendo esta peli. Vemos que el tipo al que han atropellado lo pasa mal, y nosotros sufrimos con el.
Una peli en la que no salen mas de seis personajes, pero cuyas interpretaciones son magistrales ( como pasaba en EDMON y en KING OF THE ANTS), con Mena Suvari interpretando a la enfermera, que a medida que avanza la peli, vemos lo despreciable y cabron que es este personaje y por el contrario, vamos simpatizando con el vagabundo que interpreta un Stephen Rea en plena forma.
Con esta peli, el director de RE-ANIMATOR, se ha ganado un puesto dentro de la lista de mis directores favoritos, pues me ha demostrado con tres películas seguidas, que talento y mala baba, para nada están reñidos, y que es un director que lo hace de puta madre.
Ya os digo, una película fascinante, que no os deberíais perder.